VIGILADA MINEDUCACIÓN
+57 5 367 10 00 - Línea Gratuita 018000 918 286

Cuando no hay cerrojos y no hay límites, hablamos de hipermodernidad: Gilles Lipovetsky en Pensando el Siglo XXI

El filósofo francés en la conferencia inaugural aseguró que las clases sociales se han acentuado con la globalización. Lipovetsky recibió el Doctorado Honoris Causa en Comunicación Social y Periodismo.

Al presidir la conferencia inaugural del foro internacional Pensando el Siglo XXI, 'La Edad de la Hipermodernidad, Cultura Individualista y Cultura Consumista', Gilles Lipovetsky aseguró que en la década de los 50 se vivió la primera sociedad consumista que desembocó en la primera modernidad, caracterizada por un consumo grupal, familiar.

 "Estamos en la edad de la intensificación de la modernidad, esta es la segunda modernidad y no es el fin de ella. Ahora el consumo es individualista y extremo al punto de que compramos por generar envidia y por demostrar nuestra capacidad de adquirir", explica el autor de 'La Era del Vacío', al referirse a los tres ejes del universo y de la sociedad de hoy: Tecnociencia, mercado y el individuo democrático.

Agrega que los hombres son los autores de su mundo y que deben modificarlo y construirlo de acuerdo con los intereses generales, por eso es tarea de los padres y educadores dar herramientas a los jóvenes y a la sociedad para que no tenga como ideal un supermercado, pues considera que el ideal debe ser crear y construir cosas nuevas, más allá de la necesidad de consumir y tener.

En su intervención el filósofo francés señaló que cuando no hay cerrojos, cuando no hay límites, entramos a lo hiper de cualquier aspecto y enfatiza en que la sociedad de hiperconsumo de hoy se centra en el individualismo. "Pasamos de un consumo que ya era individualista a uno hiperindividualista. Cada quien en la familia tiene su propio televisor para ver los programas de su preferencia en solitario, cada miembro de la familia tiene su propio teléfono inteligente, su propio computador, su propia tableta. De un consumo centrado en el hogar, como era en los 50, pasamos a un consumo centrado en el individuo".

Al sustentar su teoría del hiperconsumo, Lipovestky argumenta que el 70 % del PIB (Producto Interno Bruto) de Estados Unidos y el 60 % del PIB en Francia, se obtienen por el consumo de los hogares, lo cual significa que la palanca del crecimiento ya no está basada en las minas, en la industria, sino en el consumo de los hogares.

Las clases sociales

Lipovestky asegura que las clases sociales no han desaparecido y por el contrario se han acentuado con la globalización. "Los ricos son más ricos y los miserables son más miserables. Ya no hay cultura de clases y esto significa que antes los pobres querían sobrevivir, ahora queremos marcas, viajes, si no tenemos dinero lo robamos para poder tener lo que queremos, todo esto a causa del hedonismo y del consumismo promovido por los medios masivos y las redes sociales".

Advierte que la necesidad de tener cada vez más está generando altísimos niveles de depresión promovidos por el espiral de consumo en que nos encontramos.

Individualismo

Para el sociólogo si hay un factor determinante en la realidad de la sociedad actual es el individualismo, pues considera que hoy la familia explotó con el divorcio, la desaparición de las familias numerosas, con las madres solteras, los matrimonios homosexuales y una serie de características que le han quitado a la familia el carácter de autoridad y factor dominante en la sociedad. "Nosotros asistimos hoy al cambio de modelo que hace que la familia no se imponga, estamos en la desregulación de la familia y la lógica a la carta de cada individuo según sus exclusivas necesidades".

Finalizó diciendo que tenemos que hacer ganar al individualismo responsable, darle a los hombres más herramientas, especialmente el conocimiento, para que cada quien pueda escoger su vida y hacer su aporte, teniendo en cuenta que el hombre tiene que inventar el futuro del siglo XXI.

Read 25 times